Estos bizcochitos de pera y canela huelen a invierno. Acompañados de una bebida caliente son el desayuno más reconfortante para estos días fríos.

Son sanos, muy fáciles, rápidos de preparar y deliciosos.

¡Pssst! Te contamos un truco: puedes hornearlos por la noche, mientras preparas la cena, y al día siguiente disfrutarás de un desayuno perfecto, ya que nos aportan carbohidratos de absorción lenta, proteína de alto valor biológico y fibra.

 

INGREDIENTES:

3 huevos

1 pera

100 gr. de harina de avena o copos finos de avena Biográ

2 dátiles Biográ (serán nuestro endulzante natural)

canela (al gusto)

 

PREPARACIÓN:

Precalienta el horno a 180 grados. Tritura todos los ingredientes excepto la pera.

Corta la pera a daditos y mézclalos con la masa.

Vierte la masa en moldes de silicona con la forma deseada.

Hornea a 180 grados, unos 15 minutos aproximadamente.

Deja enfriar, desmolda y ¡disfruta!

 

APORTE NUTRICIONAL:

Esta receta es ideal para cuando te apetece un capricho dulce y sano. Sólo contiene los azúcares naturales de los dátiles y la pera, además de la canela, que le da el toque invernal.

Los dátiles son una gran fuente de energía y un alimento de alta calidad por su larga composición en vitaminas y minerales. Además, son un endulzante ideal para evitar el azúcar añadido sin renunciar al placer del dulce.

La avena el otro ingrediente protagonista de esta receta, es una gran aliada de la salud cardiovascular, de tus digestiones y del control del colesterol, entre otros beneficios.